Nuevo impulso al Arca del Gusto

08 Feb 2016

1 ArkofTaste

 

 

 

 

 

Si bien la filosofía fundamental del Arca del Gusto, sus objetivos y sus criterios para autorizar la presencia a bordo de un producto, permanece invariables, Slow Food y la Universidad de Ciencias Gastronómicas han decidido colaborar en el relanzamiento del proyecto, alentando a la red de Slow Food para designar un mayor número de productos y sentar las bases de un auténtico programa pedagógico y de investigación en la Universidad.
Acudir al encuentro de las comunidades y los productores para conocer las técnicas y las dinámicas de la producción de un producto, forma parte ya del programa pedagógico de esta Universidad única en el mundo, que permite a los estudiantes realizar numerosos viajes didácticos a lo largo de sus estudios. A partir del mes de febrero, sin embargo, el Arca del Gusto completará este programa comprometiendo en primera persona a los estudiantes, internacionales e italianos, en vacaciones o en viaje de estudios, a abrir los ojos, los oídos, la nariz y la boca, a fin de rastrear nuevos productos para designarlos. Los productos señalados por los estudiantes, como aquellos que así lo sean en el mundo de las comunidades del alimento, y no sólo, constituyen una fuente de información fundamental para la investigación que habrá de realizarse en el seno del centro universitario; una importante tarea que no sólo incumbe a los estudiantes de la Universidad sino, y esto es una vez más el objetivo de este “estímulo”, a nuestra red, a los socios, los Convivium, los expertos, pero también a los cocineros, los productores y los activistas que gravitan en torno o forman parte del movimiento.

Un nuevo cuestionario simplificado, ya disponible en la web de la Fundación Slow Food para la Biodiversidad, facilitará la designación al hacer el proceso más rápido y fluido. Una vez relleno el cuestionario, el nombre del producto, el país de procedencia y la persona que lo ha designado serán visibles directamente online. El proceso de evaluación, sin embargo, no cambia: para subir a bordo del Arca los nuevos productos habrán de ser examinados por las comisiones nacionales o, allá donde estas no existan, por los expertos del Comité Internacional de Slow Food. A bordo del Arca conviven ya más de 300 productos de América Latina y 250 de África, mientras que en Europa han sido designados más de un millar. De entre todos estos productos, 300 pertenecen a comunidades indígenas de todo el mundo.

Las designaciones podrían arribar a millares de aquí a Terra Madre Salone del Gusto 2016, que se celebrará en septiembre en Turín. El tema de esta edición será “Amar la tierra”: ¿y qué mejor forma de amar la tierra que nos acoge sino tutelando y enalteciendo la biodiversidad de sus productos?

Al generar más designaciones el Arca, más que un catálogo será un repertorio en movimiento, con una disponibilidad de información ilimitada. Y si bien cumple el papel esencial de conservación de la memoria de la biodiversidad alimentaria, el Arca es también una forma de alentar a quienes, al ver reconocido por toda la comunidad un producto que ha marcado su infancia, así como los territorios y las poblaciones de su entorno, hallarán razón suficiente para comprometerse en primera persona en su defensa y preservación.

Blog & news

Cambiar el mundo a través de la comida

Aprenda cómo puede restaurar ecosistemas, comunidades y su propia salud con nuestro kit de herramientas RegeneraAction.

Por favor, activa JavaScript en tu navegador para completar este formulario.
Nombre
Privacy Policy
Newsletter