Descolonizando nuestra comida, descolonizando nuestras ideas

09 Aug 2023

El 9 de agosto de cada año se celebra la jornada internacional de los pueblos indígenas. En mi vida, gracias a la red de Terra Madre, varias veces he tenido la suerte de relacionarme con comunidades indígenas y observar lo conectadas que están sus vidas con todo aquello que les rodea, siendo portadores de una sabiduría diferente a la nuestra que tiene mucho que enseñarnos.

 width=

© Guo Haotian

Actualmente, el 6% de la población mundial se identifica como perteneciente a un pueblo indígena. Un porcentaje de personas que, a pesar de ser tan pequeño, protege el 80% de la biodiversidad global: un tesoro incalculable para el futuro.

No obstante, siglos de colonialismo y aculturación forzada han hecho que los pueblos indígenas fueran maltratados, aislados en áreas protegidas (como si fueran pandas gigantes o gorilas de montaña), o peor incluso, asesinados. Basta con pensar que durante los cuatro años de gobierno del expresidente brasileño Bolsonaro, el pueblo indígena Yanomami ha sido víctima de abusos de todo tipo. Además, en el 2020, más de un tercio de los 227 activistas por el clima asesinados en el mundo eran indígenas. Debemos oponernos con todos los medios a esta masacre de la humanidad. Debemos reiterar que la diversidad de culturas de los pueblos indígenas es un derecho inalienable que no se puede trasgredir. Dicha diversidad es la fuerza creadora más grande de la Tierra y, en este particular momento histórico caracterizado por el encadenamiento de crisis, estoy convencido de que puede contribuir a impulsar prácticas virtuosas y sostenibles que ralenticen la devastación de los ecosistemas y de la flora y fauna que se reproduce en ellos.

Digo más: aspirar a la defensa de la biodiversidad sin permitir a quien la protege que gobierne sobre sus propios territorios es una insensatez. Por ello, los pueblos indígenas han de tener el control sobre su propia tierra, cultivar, cazar, pescar y cosechar según sus propias necesidades y decisiones.

Pero cuidado, el reconocimiento de los pueblos indígenas pasa también por la descolonización de nuestras ideas: la mente debe liberarse de cualquier idea de dominación, de la fuerza el dinero y de la codicia. Tendrá que ser evidente para todos el daño que se ha hecho a estas personas en nombre del progreso y de la supremacía del mercado. Cuántos saberes, conocimientos y productos de la Tierra han robado de manera pirata a las comunidades indígenas las multinacionacionales, farmacéuticas y empresas alimentarias sin escrúpulos. Hay que devolverles lo que es suyo y poner fin a dinámicas de mercado extractivas.

Con soberbia, la humanidad ha ejecutado durante siglos una idea de progreso basada en la convicción de que los recursos del planeta eran infinitos y de que el dominio sobre la naturaleza no tenÍa límites. Y sin embargo hoy, nos encontramos al borde del abismo. Sequías, pérdida de fertilidad de los suelos, extición de plantas y animales o desperdicio de alimentos, son problemas que nos llevarán a un destino trágico. Debemos cambiar el rumbo reconociendo que los pueblos indígenas tienen la llave para darle un enfoque más sostenible a la vida, porque siempre han utilizado la economía de la naturaleza y de la subsistencia. Y aquí es donde reside la respuesta para nutrir al planeta (y no en las multinacionales de alimentación y de la agroindustria), es aquí donde se da la activación de la democracia real, la participación de todos por el bien común.

Reconciliarnos con la Tierra es la única manera de la que disponemos para salir de las crisis que nos atenazan.

Este es el secreto a voces que, entre pandemia, conflictos y crisis energéticas, seguimos tranquilamente ignorando. Los pueblos indígenas siempre nos han enseñado que todo está conectado y que cuidar de todas las criaturas es el regalo más grande que se nos ha dado. Esta enseñanza debe ser estímulo y guía para el cambio. Adoptémosla y hagamos que, sobre todo en los países en los que los pueblos indígenas están presentes, los jóvenes reconozcan los derechos que tienen y su importancia. Si de verdad respetamos las diversidades y los conocimientos tradicionales, podemos crear un futuro mejor que no deja a nadie atrás.

Para saber más sobre la campaña de Descoloniza tu comida 

Extraído de FQ MillenniuM en Italia

Blog & news

Change the world through food

Learn how you can restore ecosystems, communities and your own health with our RegenerAction Toolkit.

Please enable JavaScript in your browser to complete this form.
Full name
Privacy Policy
Newsletter